Si esta imagen no te emociona, no te gusta el cine de verdad

lunes, 28 de marzo de 2011

CON FALDAS Y A LO LOCO




Seguimos con nuestro adorable Jack Lemon y el gran Billy Wilder para contaros otra de las grandes del cine. ¿Sabéis cual? Locura, banda de música, faldas, disparos y disfraces de mujer, todo ellos mezclado con situaciones desternillantes. Si, amigos, lo habéis adivinado, me refiero a “con faldas y a lo loco”. Un gran viaje hacia el humor, el amor y la risa.

Es la primera intervención de Jack Lemmon con Billy Wilder y no será la última. Esta película es una de las mejores de los años 50 porque, como siempre, mantienen esa sencillez que tanto enriquece estas películas. Los diálogos son de lo mejorcito que he escuchado y el final es tremendo, no podía ser más redondo, pese que a su intención no fue acabarlo así, pero surgió y se dejo como final, la verdad, un gran acierto.

Esta cinta se burla del pudor de aquella época y a la doble moral donde parece que todo está prohibido, cuando se sabe que todo se hace. Jack Lemmon y Tony Curtis están fenómenos, caracterizados de mujer, guapísimas las dos.


Excelente película, llena de gags maravillosos que te arrancan una carcajada a cada instante. Por mucho que la veas siempre te ríes, es una película ingenua y muy divertida, con humor sencillo y ritmo ágil. Combinación extraordinaria del mundo de los gansters con la comedia. Wilder junto con el incomparable Diamont nos dan un guión de los que ya no hay, basada en el film Alemán “fanfarria de amor” 1951.


El trío de personajes no podía estar más acertado. Un Jack Lemmon que interpreta a Jerry y a Daf, un músico de orquesta, borda su interpretación, su capacidad gestual para contar sin decir es espectacular y confiere un ritmo a la película increíble. Los otros dos personajes no se quedan atrás, Tony Curtis, interpreta a Joe, galán pícaro que es capaz de hacer cualquier cosa para salirse con la suya, mentiroso, liante y encantador que en el rodaje no se llevaba muy bien con la gran Marilym Monroe, que interpreta a Sugar, una joven de una orquesta femenina que toca el ukelele, gran acierto de instrumento que nos deja ver su sensual voluptuosidad con ese ajustado vestido. Sin olvidar la canción que interpreta magistralmente “"I wanna be loved by you, nobody else but you..." que más decir de ella que no sepáis, fenómeno, mito, sublime en esta película, para mí, esta mejor que nunca, rebosa inocencia y sensualidad a la vez, pese a su olvidos de diálogo, llegadas tarde al set de rodaje e incluso algo bebida.

http://www.youtube.com/watch?v=WQIvhotZSUw

Sobre este tema Billy Wilder añadió: “Sobre la impuntualidad de Marilyn debo decir que tengo una vieja tía en Viena que estaría en el plató cada mañana a las seis y sería capaz de recitar los diálogos incluso al revés. Pero, ¿quién querría verla?... Además, mientras con todo el equipo esperamos a Marilyn Monroe, no perdemos totalmente el tiempo... Yo, sin ir más lejos, tuve la oportunidad de leer “La Guerra y la Paz” y “Los Miserables”…”.


Wilder le supo sacar todo el partido en unas escenas que te dejan con la boca abierta. Escenas estupendas, de lo mejorcito que he visto en comedia. Maravilloso guiño a los hermanos Marx con la secuencia de la litera en el tren. Estupenda la de la playa jugando al balón donde me quito el sombrero con Jack Lemmon al igual que con la escena del tango donde Jack que es Dafne baila con el millonario Osgood (Joe E. Brown) como anécdota os diré que el magnífico Jack Lemmon aprovechaba los descansos para aprender a bailar tango. Joe E. Brown es perfecto para el papel y le da el cierre perfecto con su interpretación y con la frase, ya mítica, “nadie es perfecto”.




Hoy en día en una película divertida e ingenua pero para aquella época fue bastante polémica, dos hombres vestidos de mujer junto con la desbordante sensualidad y sexualidad de la protagonista.



Wilder, junto con Diamond, nos ha dado esta gran película que perdura en el tiempo y que no se puede dejar de disfrutar una y otra vez.

12 comentarios:

Dickson dijo...

Enhorabuena por la entrada dedicada a esta joya de comedia y por tu blog, que conozco a través de Billie y el cine, mi primera seguidora. Cuando quieras, estás invitada a pasarte por el mío. Gracias y ahora que soy seguidor tuyo, hasta pronto.

Lala dijo...

Gracias Dickson por entrar en mi blog y compartir las grandes películas que tanto nos siguen dando hoy en día. Ya estás en mi lista de blogs y desde hoy seguiremos compartiendo buen cine.

Besos
Lala

Carles dijo...

¡Qué bien! A veces temes que en todos estos lugares que pululan en la blogosfera sobre cine se arrincone al cine clásico, de siempre. Así que es estupendo toparse con un blog como el tuyo.

Me han hecho mucha gracia las declaraciones de Billy Wilder. Sé que se tomaba a broma las inpuntualidades de la Monroe, pero esa frasecilla, socarrón, como siempre, de que incluso tuvo tiempo de leerse 'Guerra y paz' o 'Los Miserables' es impagable xDDDD

Y qué decir de 'Con faldas y a lo loco', ¡irrepetible!, y la prueba de que de vez en cuando en Hollywood podían hacer geniales remakes de películas "extrajeras"!!!!

Un saludo Lala !

Lala dijo...

Carles, gracias por entrar en mi blog y disfrutar del cine clásico tanto como lo hago yo. Hay un mundo de blogueros de cine clásico aún por descubrir. Me alegra mucho encontrar gente como tú que aprecia este cine, un cine sencillo y bien hecho.

Grande Billy Wilder!!!

Besines y feliz día!

SqSmaravillosa dijo...

la película ha pasado a formar parte de la historia del cine con mayúsculas. Es divertida, entretenida, ocurrente...la he visto un montón de veces, y siempre como si fuera la primera vez. Curtis y Lemmon estuvieron magníficos en su interpretación, y de Marilyn....que voy a decir; entrañable, sensual, única. ¿Quién podría pensar al verla, que estaba pasando por un verdadero infierno?. Sin el trio tan estupendo de protagonistas, estoy segura de que no hubiera sido igual. Un abrazo.

Susan Lenox dijo...

Me encanta esta película y sobre todo Billy Wilder, soy cinefila total, me ha encantada encontrar tu blog, yo acabo practicamente de estrenar el mío.... si quieres hacerme una visita estás invitada.

Un saludo.

FATHER_CAPRIO dijo...

Decía Wilder: " Lo mejor de las películas sucede por casualidad" y el final de este film lo corrobora. Film magistral como todo lo que hizo Billy, uno de mis dioses del Partenón cinematográfico. Su frase sobre las lecturas para entretener la espera de Marilyn, genial.

No se si ha sido casualidad pero conocer este blog ha estado entre lo mejor del día. Y además es muy agradable saber que los verdaderos amantes del cine no entienden de épocas sino de arte con mayúsculas y en el cine llamado clásico había mucho arte.

Saludos

Lala dijo...

Gracias sqs por visitarme de nuevo y compartir y disfrutar de esta gran película de las que quedan pocas.
Es cierto lo que dices, sin este trío tan estupendo creo que la película hubiera sido muy diferente.

Un besote

Lala dijo...

Hola Susan, Gracias por entrar en mi blog. Yo también soy una loca del cine clásico y veo que hay muchos cinéfilos por aquí, lo cual me encanta.

Entro en tu blog ya mismo y lo añado a mi lista para seguir leyendote y compartiendo gran cine.

Besos
Lala

Lala dijo...

Gracias father por entrar en mi blog y disfrutar de mis comentarios tanto como yo los disfruto haciéndolos.

El cine lo tengo y lo siento en los talones y por todas partes.

Besos

HABLAR SIN TAPUJOS dijo...

Me encanta la película y tu crítica, las dos respiran mucha frescura. La próxima que propongo para comentarla es Irma la Dulce, las escenas del bar me parecen superdivertidas,,,jeje. Las declaraciones de Willy Wilder sobre la impuntalidad de la Monroe, simplemente geniales, como él. Un beso y mucho ánimo.

Lala dijo...

Muchas gracias por leer mi comentario. Te haré caso. Esta semana intentaré hablar de "Irma la dulce" comedia muy bien interpretada por los dos grandes que ya vimos en "el apartamento".

Un besazo
Lala