Si esta imagen no te emociona, no te gusta el cine de verdad

viernes, 8 de abril de 2011

MATAR A UN RUISEÑOR


Robert Mulligan, director de gran sensibilidad, nos ofrece esta tierna adaptación de la novela de Harper Lee, íntima amiga de Truman Capote (en quien de hecho está basado uno de los personajes llamado titi), Harper Lee consiguió hacerse con el Pulitzer con su única novela "matar a un ruiseñor".



En esta película nos encontramos con la magnífica actuación de Gregory Peck que, junto con la pequeña Mary Badhan, nos muestran un pequeño microcosmos de un pueblo sureño donde, aparentemente, no ocurre nada.

Como curiosidad os diré que esta película se la ofrecieron a Rock Hudson pero al final acabo haciéndola Gregory Peck , al que le mandaron el libro y el guión y la misma noche se lo leyó quedando encantado con la historia. A las siete de la mañana llamo a Mulligan y le dijo que lo hacía. Gracias a la interpretación en esta película, Gregory Peck se llevo un Óscar a la mejor interpretación masculina y Mary Badham estuvo nominada. También debemos destacar que fue la primera aparición de Robert Duval en la pantalla, hombre de color que aparece en esta película como personaje que desencadena la historia. La pequeña y adorable Mary Badham, que interpreta a la pequeña Scout, es la hermana del director de cine John Badham. Gregory peck era una buena persona, como decía todo aquel que le conocía, su forma de ser la transmitía en el rodaje en todo momento y durante el mismo todos le cogieron mucho cariño. De hecho la pequeña Mary Badhan, que ya no se dedico al cine salvo en algún que otro papel, cuando Gregory Peck la llamaba por teléfono la seguía llamando de cariño Scout.  En el funeral de Grecory Peck fue el mismo Robert Duval el que leyó la elegía. Gregory Peck llego a los corazones de muchos por su gran humanidad.




Es una película muy estudiada, llena de detalles fantásticos que te hacen entrar en la película y disfrutarla desde el primer momento. Gregory Peck interpreta a un abogado sureño llamado Atticus que tiene unas convicciones tan fuertes que es capaz de seguir adelante pese a las adversidades que se le presentan, dando una buena lección a todos y mostrando a sus dos hijos que uno no se debe doblegar ante nada, siendo fiel a unos principios de tolerancia y respeto al ser humano. Atticus se mantiene siempre sereno, con una templanza digna de admirar. Sus hijos le admiran y se enorgullecen de su padre pese a que sienten miedo a medida que se van dando cuenta de lo que esta sucediendo.



El ritmo de la película es perfecto, hay planos magistrales y el vestuario muy logrado y estudiado para dar la presencia a Atticus que siempre recordaremos, traje blanco con chaleco, corbata y sombrero. Todos en el pueblo le admiran y le tienen respeto.

Increíble acierto en la ambientación, caluroso verano sureño que puedes mascar, donde un pequeño pueblo sigue los pasos de la intolerancia hacia la raza negra; El respeto no existe y son capaces de todo antes que alterar el orden natural que reina en este pueblo clasista y lleno de prejucios. La atmósfera está muy lograda, confiere a la película el efecto deseado para que parezca todo más pesado y tedioso.

En cuanto a la música he de decir que Elmer Berntein hace un buen trabajo, adaptándola a cada momento e incluso haciendo que sea en ocasiones muy infantil según la situación.


Mary Badhan interpreta a Scout, la hija de Atticus, a través de sus ojos vemos la historia, porque está contada para que ella se vaya dando cuenta de la crueldad de los acontecimientos, que, a veces, son inevitables, por mucho que uno se empeñe en que cambien. Desde su inocencia y su ternura, nos hace entender lo que pasa por su cabeza y cuan equivocados están los adultos respecto a muchas ideas que, vistas por un niño son, cuanto menos, absurdas. Junto con Jem, su hermano, y otro amigo algo peculiar llamado titi, viven aventuras típicas de chicos de su edad que visualmente son muy buenas, como la escena donde ruedan metidos en un neúmatico o la escena de la alambrada. Los juegos y los diálogos que se establecen entre ellos son redondos, nos evocan de alguna manera a los veranos nostálgicos que todos hemos tenido. Jugando en la calle, con inocencia, sencillez e incluso miedo en algunas ocasiones. Magnífica escena cuando Jem le muestra a Scout una caja llena de objetos encontrados en un árbol. Esos detalles tan mágicos le dan a la película un toque de misterio y aventura para estos niños sureños.





Una frase célebre de esta película es “Nunca se conoce realmente a un hombre hasta que uno se ha calzado sus zapatos y caminado con ellos”.

Es una película llena de enseñanzas básicas y sencillas que te llegan y te enternecen. Es una cinta difícil de olvidar, llena de mensajes que no caen en la moralina típica. Os la recomiendo. Vais a pasar un momento de tierna sonrisa.

19 comentarios:

mmas.arquitectura@gmail.com dijo...

Estoy de acuerdo contigo en el entusiasmo por "Matar un ruiseñor". Sólo tengo una pequeña objeción: la película está narrada desde el punto de vista de Scout, y de hecho en las escenas en las que Atticus habla a lo lejos no se nos muestra el diálogo (lógico, ya que ella no podría haberlo escuchado). Sin embargo, en un momento en que Atticus va a visitar a la familia del acusado de violación, quién le acompaña es Jem, y Scout se queda en casa, con lo que la narración desde el punto de vista de Scout se rompe; y es una lástima, porque habría bastado que quien acompañase a Atticus fuese ella. (Por lo demás, esa escena está muy bien hilada en cómo Jem fuerza la situación para acompañar a su padre, y ver de primera mano todo.)

Clementine dijo...

Una de mis películas favoritas de siempre, Lala. Una historia maravillosa dirigida con gran maestría y con un reparto sensacional. Me acabo de leer la novela, una de las mejor escritas que he leído nunca, y he comprobado que la película está perfectamente adaptada con respecto al libro. Ambos te transmiten ese mensaje tan auténtico que nos regala esta historia.
Besos.

CINEXIM dijo...

Matar A Un Ruiseñor es una película deliciosa, no he tenido ocasión de leer sin embargo la novela de Harper Lee, cuya figura siempre me ha parecido interesante (aparece como personaje secundario en los últimos films que se han rodado sobre Capote).

Feliz finde!!

Lala dijo...

Hola David,

No sabía que aparecía como personaje secundario. Gracias por tu aportación. Me doy una vuelta por tu blog para ver que novedades tienes.

Buen finde para ti también.
Besotes

Lala dijo...

Hola Clementine,

Yo tengo pendiente leerme la novela, que seguro es muy buena y bastante fiel, salvo algunas cosillas sin importancia que he leído en algún artículo, está muy bien adaptada, y, como dices, el mensaje es claro.

Besos y buen fin de semana

Javi dijo...

Si puedes pásate por mi blog y lee la entrada MEME! porque te he nombrado.

Manderly dijo...

Es una gran película!!
Creo que fue muy acetada la elección final de Peck. Está muy bien que de una gran novela hayan logrado una gran película. Hubiera sido terrible que hubieran hecho una mala película. Por suerte, ahora podemos disfrutar para siempre de su maravilloso protagonista: Atticus Finch.
Saludos!

Lala dijo...

Hola mmas, Gracias por entrar en mi blog y leerme. Tienes razón en tu comentario, quizás hubiera sido mejor que Scout hubiese acompañado a Atticus, sería lo más lógico, ya que todo esta contado desde su punto de vista.

Gracias por tu interesante apunte.

Besos y buen fin de semana

Lala dijo...

Hola Manderly, bienvenida y gracias por entrar en mi blog. Ya te he añadido entre mis blogs preferidos.

Gran película y muy buena adaptación del libro, según tengo entendido, porque aún tengo pendiente su lectura.

Atticus ya forma parte de nuestra vida cinéfila.

Un besote y buen fin de semana.

HABLAR SIN TAPUJOS dijo...

La verdad es que es una película muy valiente, por el tema que trata, por la mirada infantil a temas tan polémicos en su tiempo y en el sur de Estados Unidos y sobre todo, es una película tierna y sensata, como era Gregory Peck. Gracias por recordárnosla. Buen finde.

Mario dijo...

A veces confluye literatura y cine, y tengo que escoger, en éste caso he optado por la novela de Harper Lee, la tengo y la quiero leer sin saber de la trama por eso no veo la película de la cual siempre he escuchado excelentes críticas como la tuya. Decir que después la veré, Gregory Peck me parece un gran actor, de esos que son un caballero y que transmiten inteligencia, un actor cerebral como se dijera. Un abrazo.

Mario.

Stardust dijo...

Suscribo la relevancia de esta pelicula ya que también creo que Atticus Finch es un personaje imprescindible en la historia del Cine (aunque no se puede dejar pasar el de Scout). La verdad que soy gran admirador de Gregory Peck (otra de mis películas favoritas es El Proceso Paradine).
Una buen guión con grandisimos actores cuyo resultado no podia ser otro: Una de las mejores películas de la historia del cine.
s2!!

Lala dijo...

Gracias por tu comentario y por leerme de nuevo. Muy acertado, tienes razón. La mirada infantil ante esos temas esta muy logrado.

Un besote

Javi dijo...

Peliculaza. El personaje de Atticus es de lo mejor de la historia del cine. Es la nobleza personificada. El mundo en el que viven sus hijos, con sus juegos y su forma de verlo, la manera como está retratado, es fascinante. Es como un cuento a favor de la dignidad del hombre y la firmeza que hay que demostrar en los momentos difíciles. Un hombre y sus principios pueden cambiar el mundo... tiene un algo del idealismo de Capra, pero con un estilo completamente diferente. Un saludo, Lala.

Lala dijo...

Hola Mario,

Yo también tengo pendiente la novela. La película la he visto varias veces, me la compre y no me pude esperar a leer el libro. Muy buen apunte sobre Gregory Peck.

Un besote

Lala dijo...

Hola estardust, bienvenido de nuevo a mi pequeño rincón de cine. gran película "el proceso paradine" también la tengo en mi videoteca y la he visto varias veces porque Hitchcock es de lo mejorcito y ni que decir tiene la actuación de Charles Laughton, me encanta.

Un besote

Lala dijo...

Hola Javi!!

Que razón tienes en lo que dices!!ójala hoy en día existiese esa nobleza y sencillez que cada vez se pierde más.

Un besote y feliz día

SqSmaravillosa dijo...

La pude ver de nuevo hace poco, y me volvió a encantar como la primera vez. Es una estupenda adaptación de la novela ,y Gregory Peck está súblime en el papel de Atticus. Alegato contra la intolerancia y el racismo, en éste mundo, el mundo real ,deberían existir muchos hombres y mujeres con la fuerza y decisión de éste personaje interpretado por Gregory Peck. Una película para recomendar por su gran mensaje : honestidad, lealtad y confianza en el género humano. ¡Chapeaux!

Lala dijo...

Gracias por tu comentarioc sqs. Pocas películas dan mensajes tan claros y honestos como en esta. Tienes razón, si hubiese más Atticus por el mundo, creo que, por lo menos, un poquito mejor iría el mundo.

Un besote